Maxi López junto a su novia Daniela Christiansson se animaron a hacer una desafiante destreza para ganarle al tiempo muerto en estas semanas de cuarentena.

El exesposo de Wanda Nara está en Calabria, Italia, uno de los países con mayor riesgo a contraer el coronavirus. Es por eso, que ellos buscan la manera de pasar los días, cuidándose hasta que todo vuelva a la normalidad.

El desafío consiste en que la rubia se agacha y pasa sus manos entre las piernas, y Maxi parado frente a ella la toma de las manos, y con un impulso logra hacerla dar una vuelta para que ella quede frente a él.

La hazaña llegó después de que el futbolista acusara a la madre de sus hijos de romper la cuarentena para volver a Italia.

Nara había decidido trasladarse con todos sus hijos y su marido Mauro Icardi a Francia, donde se resguardaron de los efectos que hizo el virus en ese país.

“Me gustaría saber bajo qué criterio rompés una cuarentena de una pandemia mundial, donde a todo el mundo se le pide no salir, y exponés a nuestros hijos a un viaje de un país a otro, te movés y te vas al epicentro del contagio en Italia, sin importante ningún tipo de consecuencia”, denunció López y los medios argentinos se hicieron eco de su acusación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí